Comunicado de prensa 050/2009

OCUPA MÉXICO QUINTO PAÍS EN EL DESARROLLO DEMOCRÁTICO DE AMÉRICA LATINA

Se presentó en El Colegio Mexiquense, A. C. el Índice de Desarrollo Democrático de América Latina (IDD-Lat) 2009.

Zinacantepec, Estado de México, 4 de diciembre de 2009.

comunicado_50_2009La mayor batalla que México se debe a sí mismo y a su democracia es luchar contra el clima de inseguridad y violencia que atenta contra las libertades de los ciudadanos, pues mientras esto no se resuelva muchos derechos no existirán en términos prácticos y cotidianos para quienes salen a la calle a hacer su vida laboral, familiar y social, expresó el director de la Consultora de Política Internacional polilat.com, Jorge Carlos Arias, al dictar la conferencia magistral "Índice de Desarrollo Democrático de América Latina (IDD-Lat) 2009".

Acompañado por la directora general de Vinculación y Desarrollo Político del Gobierno del Estado de México, María Isabel Sánchez Olguín, y el presidente de El Colegio Mexiquense, A. C., Edgar Hernández Muñoz, el especialista refirió que nuestro país ocupa el quinto lugar en cuanto a las tendencias del desarrollo democrático regional y junto con Argentina, Costa Rica, Chile, Panamá, Perú y Uruguay, supera el promedio regional y es parte del grupo con un desarrollo democrático medio.

En el acto, al que también asistió el consejero del Instituto Electoral del Estado de México, Juan Carlos Villarreal Martínez, el presidente del Colegio, Edgar Hernández Muñoz, subrayó que entre los retos de las democracias latinoamericanas está el terrible desencanto que produce, por un lado la crisis de las expectativas sociales en torno a la modernidad democrática, y el desmantelamiento de las estructuras de la solidaridad social y la degradación de los espacios públicos, entre ellos la educación pública, que nos advierten del caldo de cultivo para la reaparición de mesianismos y providencialismos.

Entre más clara y transparente sea la información disponible sobre nuestro desarrollo político y el acontecer colectivo, más probabilidades tendrán los ciudadanos para exigir a sus gobernantes una efectiva rendición de cuentas y una responsabilidad ética hacia sus gobernados".

El especialista de Polilat.com subrayó que, no obstante esta posición, nuestro país ocupa el octavo lugar en el indicador de derechos y libertades que no es otra cosa más que la democracia vista desde el punto de vista de los ciudadanos. Este mismo lugar se mantiene en lo referente a calidad institucional y eficiencia política, campo en el que es necesario seguir avanzando a través del fortalecimiento de la transparencia y la rendición de cuentas.

Sobre la inclusión de minorías, en aspectos como la participación de la mujer dentro de los organismos de poder, se observa que la presencia de este grupo todavía es incipiente. Si bien se han dado buenos pasos, como lo denota la elaboración de una legislación adecuada y el hecho de que en las últimas elecciones legislativas se haya tenido una presencia de 43 por ciento de mujeres, en el poder Ejecutivo y judicial esto todavía no sucede.

Soledad Morgan, de la Fundación Konrad Adenauer, subrayó que el Índice de Desarrollo Democrático de América Latina se ha elaborado desde hace ocho años y es la tercera ocasión que se presenta en México, en esta ocasión con un apartado especial sobre la situación actual de nuestro país y es un instrumento valioso de reflexión en torno a los actuales debates de reformas políticas y estructurales de México, además de que es sumamente útil para los diferentes actores políticos del país.

Al respecto, el investigador de El Colegio y coordinador de la Red de Estudios sobre la Calidad de la Democracia en América Latina, Jesús Tovar Mendoza, explicó que algunos países latinoamericanos transitaron de dictaduras a democracias, lo que dio paso al consecuente estudio de todos los cambios políticos suscitados, y en años recientes ha surgido el término de consolidación democrática en el que se encuentran algunas naciones de la región.