• En sesión por plataforma digital, el embajador Gerardo Traslosheros expuso la conferencia “El mundo después del Covid-19”; César Camacho resalta el valor de la tecnología para difundir el conocimiento.


    Como consecuencia de la pandemia de Covid-19, el capitalismo global vive su peor crisis en cien años y hace necesario atender el cambio climático y sus efectos, entre ellos los eventuales quiebres de los sistemas financieros, y resolver el severo daño que sufren los países más vulnerables, que es el caso de México, el cual debe prepararse para un decrecimiento de 10.5 por ciento, dijo el embajador Gerardo Traslosheros, director ejecutivo del capítulo mexicano del Pacific Economic Cooperation Council.

  • Carolina Pedrotti, profesora-investigadora de El Colegio Mexiquense, propone una campaña de difusión para redistribuir las tareas en los hogares; se presentó informe coordinado por el IIS de la UNAM


    Las condiciones impuestas por la cuarentena y el confinamiento ante la pandemia de Covid-19 han resultado en una sobrecarga de trabajo para las mujeres y en el uso de la vivienda para actividades laborales, escolares, recreativas, de entretenimiento y cuidado de enfermos, discapacitados y personas de la tercera edad, lo que se ha traducido en tensiones que reclaman una campaña nacional de comunicación sobre el reparto equitativo de tareas dentro de los hogares ante la eventualidad del regreso a lo que se ha llamado una nueva normalidad.

  • Este documento en coautoría con María Esther Pérez Fajardo, muestra las estrategias fallidas de la gobernanza a nivel global, en particular en Europa, como un actor comunitario, poco solidario y con ausencia de liderazgo.


    El mundo lucha contra un enemigo imperceptible, un virus que ha colocado a prueba la cooperación y solidaridad entre las naciones y dentro de las sociedades. A quienes nos interesa la gobernanza, es decir, la forma de dirigir a la sociedad o gobernar con la incorporación de actores gubernamentales y no gubernamentales para la definición de políticas públicas (Rhodes, 2007), esto quizá nos haga sentir desilusionados, y a la vez científicamente reivindicados cuando observamos que las redes de actores ni son producto de la espontánea cooperación ni son simétricas u horizontales, y que inclusive la mayor incorporación de actores no garantiza la mejor gobernanza (Arellano, Sánchez y Retana, 2014; Porras, 2019).

© 2020 El Colegio Mexiquense, A.C.. Todos los derechos reservados